07 nov 2017
En Olavarría
El Vicegobernador, junto al jefe comunal, participó de un acto de entrega de escrituras sociales a los vecinos de Olavarría.
Daniel Salvador, junto a Ezequiel Galli, y al escribano General de la provincia de Buenos Aires Marcos Rospide, encabezó un acto en la Municipalidad, donde se entregaron y firmaron más de 250 escrituras sociales.
Antes, mantuvieron un encuentro en el despacho comunal y luego encabezaron una conferencia de prensa con medios locales en la Sala de Reuniones del Palacio San Martín.
Una vez terminado el encuentro con la prensa, ambos se dirigieron al acto de entrega de escrituras, que se desarrolló en el salón Rivadavia y estuvo colmado de vecinos que se acercaron hasta allí para recibir y firmar las escrituras, en el marco de un evento cargado de emoción y alegría.
“Es una Provincia que trabaja intensamente para ponerse de pie, y que haya intendentes que trabajen con tanto compromiso como Ezequiel para sus distritos, es una manera de fortalecer la gestión provincial”, subrayó Salvador.
Del acto también participaron, el jefe de Gabinete municipal, Dalton Jáuregui, el subsecretario de Legal y Técnica, Luciano Blanco, el director de Casa de Tierras y Regularización Dominial, Bruno Cenizo y la directora de Inmobiliario y Social del Instituto de la Vivienda Gilda Bilos.
“Es un gusto estar aquí, en un acto tan importante como la entrega de escrituras, pero también estar acompañando a un Intendente del cual estamos absolutamente agradecidos y orgullosos de la gestión que está haciendo”, continuó el Vicegobernador.
“Hay mucha gente que hace 20 años que está esperando su escritura, que hace 20 años está esperando tener la tranquilidad y la certeza de que allí puede definitivamente dejar claro para ellos, para sus hijos, que ese es el hogar donde pueden construir y consolidar una familia, y para ello es necesario tener la certeza de su propiedad” concluyó Salvador.
Muy emocionada y con lágrimas en los ojos, María Ernestina Vera, una de las beneficiarias,  contó como se sintió al recibir la noticia.
“Siento mucha emoción, porque la esperé mucho tiempo, la esperé 20 años y cuando me llegó la noticia de que iba a tener mi casa, me puse re contenta, re feliz y esto, es para mis hijos”, dijo.
Otras de las vecinas, María Cristina Rivas, relató su historia personal y dijo que luchó durante muchos años para lograr tener su propiedad.
“Estoy viuda y hace años que vengo luchando por tener mi casa, estoy muy emocionada y feliz porque yo quiero que mi hija haga su casita atrás y si no tenía esto no podía hacer nada. Mi casa quedará para mis nietos”, señaló Cristina.
Por su parte, el Intendente manifestó su alegría “por poder realizar nuevamente este tipo de actos en el Salón Rivadavia, colmado de gente, que viene nada más y nada menos que por la escritura de su casa”.
“Algunos vienen para firmar y los que se van sin carpeta, quédense tranquilos que en 90 días -aproximadamente- seguramente van a estar recibiendo la escritura, pero desde que firman la casa ya es de ustedes. Los que vienen a buscar la escritura para llevarla a su casa, se van con lo más importante y preciado que es esa carpeta. Son actos que nos dan mucha fuerza para seguir trabajando”, señaló por último Galli.